Pasar San Valentín en Londres

london-eye

Es cierto que hace frío, que es muy probable que llueva, pero esos no son motivos para que no os animeis a disfrutar de San Valentín en Londres. Además, este año el 14 de febrero es sábado, por lo que se podéis viajar a la capital inglesa para disfrutar del fin de semana. Londres ofrece una mezcla de clase, extravagancia, ternura y espectacularidad. Podéis impresionar a vuestra pareja con vistas panorámicas, un paseo romántico, acurrúquense en un acogedor pub o empápense de algo de historia y cultura.

Empecemos con la comida, porque existen varios restaurantes londinenses cuya localización inmejorable en la ribera del Támesis, desde donde disfrutar de las mejores vistas del centro. El bar-restaurante Oxo Tower, cuyas ocho plantas se elevan en cielo del Southbank, ofrece una cocina y una vista inolvidable, al igual que el Royal Festival Hall’s.

Si desea probar una opción más económica basta caminar Támesis abajo, hasta More London, donde se encuentran Strada y Dim T. O si prefiere un crucero por el río de Bateaux le ofrece un marco más íntimo y personal para su velada, que incluye champán, una comida de cuatro platos y entretenimiento en directo.

Para bajar la comida lo mejor es dar un paseo. En Londres hay varios recorridos románticos: a la vera del Támesis, por los parques reales o las inmediaciones de Bloomsbury y las boutiques de Covent Garden. Hyde Park es un rincón ideal para una cita: con 4.000 árboles, un lago, un prado, rosaledas, y la mágica estatua de Peter Pan, es fácil olvidar que en realidad se encuentra en el centro de Londres.

Para los que gusten de mezclar el romanticismo y la cultura, ver una ópera o un ballet en la londinense Royal Opera House, auditorio que ha servido de marco para un sinfín de mágicas historias de amor, tanto en el escenario, como fuera de él. Los románticos amantes de la historia disfrutarán del palacio de Hampton Court, donde Enrique VIII aterrorizaba a sus numerosas prometidas.

Después de disfrutar de un paseo, ha llegado el momento de acurrucarse en uno de los numerosos pubs acogedores de la capital. Tanto si le va lo tradicional como si es amante de la modernidad, ningún día de San Valentín estaría completo sin compartir una copa de una bebida burbujeante o una taza de chocolate caliente en un pub londinense con su amor.

Si quiere probar un algo de encanto desenfadado, vaya a la Spaniard’s Inn, en Hampstead Heath, donde el bandolero del siglo XVIII, Dick Turpin, solía beber. The Clarence, en el Centro de Londres, cuenta con un salón de champán especial Pol Roger, en el que se puede disfrutar de excelentes vistas de Whitehall. En Covent Garden, pruebe auténticas cervezas de elaboración tradicional de The Harp o The Lamb and Flag, uno de los pubs más antiguos de Londres.

Sorprenda a su pareja en una cápsula de Cupido en el London Eye, champán y bombones incluidos. Asombre a su acompañante con la Tower Bridge Exhibition, en la que las pasarelas superiores del puente se transformarán en una plataforma panorámica para el romance el 14 de febrero.

Otro punto de gran atractivo es en Millbank Tower, donde puede reservar una comida de San Valentín adaptada a sus gustos particulares. También puede llevar a su pareja a tomar un vino o a comer en Vinopolis, con una visita autoguiada exclusiva de San Valentín.

Print Friendly, PDF & Email

Tags: ,





Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top